Hasta despues de Semana Santa la CSJ define lo de Juan Orlando Hernandez

La Sala Constitucional Ad Hoc, que resolverá el recurso de amparo interpuesto por la defensa del expresidente Juan Orlando Hernández, dará su resolución hasta después de Semana Santa, lo que ha generado dudas entre la población sobre si el exgobernante será extraditado hasta dentro de varias semanas.

Las dudas surgen después que el Poder Judicial oficializara las vacaciones de la Semana Mayor a partir de este viernes 8 de abril, lo que significa que no se podrán reunir para determinar la admisibilidad o inadmisibilidad del recurso de amparo. Los miembros de la sala temporal fueron conformados y notificados apenas el lunes.

Sobre la duda si esto retrasará la extradición de Hernández, quien fue pedido por Estados Unidos tras acusarlo de tres delitos relacionados al narcotráfico, la opinión de los expertos es que esto no incide.

Aunque el recurso de amparo no se resuelva antes del 21 de abril no significa que el exgobernante no pueda abandonar Honduras antes de esa fecha.

Cabe recalcar que la extradición de Juan Orlando Hernández puede suceder incluso antes de Semana Santa, dado que el auto acordado de extradición no contempla la interposición de recursos de amparo. Lo que retrasa la extradición de JOH es la redacción de la sentencia dictada por la Corte Suprema de Justicia que se podría dar en cualquier momento.

El recurso de amparo es la última instancia a la que puede recurrir el exlíder nacionalista, luego de que el pleno de magistrados de la Corte Suprema de Justicia resolviera -en el recurso de apelación presentado por el cuerpo de defensa de Hernández- ratificar el fallo dictado por el juez de extradición Edwin Ortez.

Ortez otorgó la extradición de Hernández el pasado 16 de marzo, doce días después el pleno dejó firme ese fallo.

Adicionalmente a Hernández se le negó en la audiencia de información de cargos una primera petición en la que pedía enfrentar el proceso bajo arresto domiciliario en lugar de arresto provisional en las instalaciones de la Fuerzas Nacional de Operaciones Especiales en donde permanece desde su detención.

El expresidente hondureño Hernández cumple 50 días de haber sido capturado

El expresidente hondureño Juan Orlando Hernández cumplió este martes 50 días de haber sido capturado en su residencia en Tegucigalpa luego de que el 14 de febrero EE.UU. solicitó su arresto preventivo con fines de extradición para enjuiciarlo por tres cargos asociados al narcotráfico y uso de armas.

Hernández fue capturado el 15 de febrero y desde entonces permanece recluido en las instalaciones de una unidad especial de la Policía Nacional, donde se le ha permitido hacer ejercicio y recibir a familiares y el equipo de su defensa.

El exgobernante sigue a la espera de lo que resuelva, posiblemente esta semana, la Corte Suprema de Justicia, cuyo pleno, compuesto por quince magistrados, el 28 de marzo ratificó la extradición a Estados Unidos que, el día 16 de ese mismo mes, autorizó un juez natural para que conociera el caso.

La semana pasada, el presidente de la Corte Suprema de Justicia, Rolando Argueta, dijo a los periodistas, sin precisar fecha, que la Sala de lo Constitucional del Supremo conocerá esta semana un recurso de amparo a favor de Hernández.

Argueta indicó que la Sala de lo Constitucional será convocada con jueces «ad hoc», porque los quince magistrados del pleno de ese poder del Estado están imposibilitados, debido a que ya conocieron la causa en otras instancias.

Una fuente del Supremo dijo escuetamente hoy a Efe que, al menos hacia las 12.00 hora local (18.00 GMT) la Sala de lo Constitucional no había sido convocada y que se está a la espera de que se entregue la «sentencia de apelación» y se nombre la «sala ad hoc para el amparo».

El presidente del Supremo enfatizó la semana pasada que no estaba en la capacidad de establecer el resultado de la acción de amparo que ha presentado el equipo legal del expresidente, y que responder sobre eso «sería un irrespeto y actuar al margen de la ley», así como pronunciarse sobre una fecha determinada sobre la eventual extradición.

Hernández, quien el 27 de enero concluyó su segundo mandato de cuatro años en el poder, el último salpicado por denuncias de la oposición en el sentido de que en 2017 fue reelegido mediante un fraude, es el primer expresidente de Honduras en ser requerido por la justicia de Estados Unidos para juzgarlo por narcotráfico.

El exgobernante ha rechazado todas las acusaciones sobre narcotráfico hechas contra él en los últimos cinco años por parte de narcotraficantes hondureños que enfrentan juicios en EE.UU. y la justicia de ese país.

La semana pasada medios locales de prensa informaron de que tres abogados estadounidenses, que lo estarían defendiendo en Nueva York en caso de que se ratifique su extradición, habían llegado a Tegucigalpa para conocer más detalles sobre el caso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.